Cómo caer bien a la gente

Aún buena parte de la sociedad sigue manteniendo la creencia de que comportarse bien con los demás es una forma de perder oportunidades. Esta parte de la sociedad debe de pensar algo así como que Darwin demostró que quien más fuerte es (y suelen entender lo de fuerte por “agresivo”) más prospera, a base de quitarse de en medio la competencia de los demás mediante una buena manta de mamporros… Por tanto, hacer buenas acciones respecto de los demás, es algo que más nos vale que nos lo pague Dios en la otra vida, pues en esta es un perjuicio para nosotros… Aún seguimos insertados en el seno de una sociedad patriarcal, en donde la gente no encuentra más razones para actuar bien que el echo de que Dios se lo va a pagar en la otra vida.. Ojalá exista la eternidad… pero ya digo, que la idea de que “tenemos que actuar bien porque Dios nos lo paga en el Más Allá”, es completamente innoble y digna de niños de dos años… Tenemos que actuar bien respecto a los demás, sí, pero no tendremos que esperar a que Dios nos lo pague en el más allá… Esa gente con la que nos comportamos bien, serán ellos mismos quien nos premiarán por nuestra buena conducta con ellos…

Las claves para caer bien

Hoy he estado viendo un programa de la tele, “Ahora caigo”. Uno de los concursantes tenía un nombre un tanto raro, ahora no recuerdo. Pero sí recuerdo que el concursante, después de presentarse diciendo su nombre, ha hecho una pausa, como si ya de antemano supiese que con un nombre tan raro la broma sobre su nombre es parada obligatoria… Curiosamente, el presentador no hizo la broma en ese momento, y se vivió uno segundos como de espera… Visto que todo el mundo esperaba la broma, el presentador ya se vio obligado a bromear sobre el nombre del concursante de tan extraño nombre… Lo primero de todo, nunca bromees sobre el nombre de nadie, ni sobre su forma de vestir, ni sobre sus gustos, ni sobre su forma de peinarse, ni sobre sus ideas. Para tener influencia sobe las personas debes de tratarlas bien, deben de sentarse apreciados por ti… Si le dices al mismísimo diablo “tienes unos cuernos preciosos…” el diablo mismo se enternecerá hasta el punto que te verá como una persona noble, como una persona que hay que tratar bien porque no pertenece a esa gran colección de chusma que va por ahí riéndose de la gente por cualquier circunstancia que ellos consideran rara…

Yo recuerdo mis tiempos de instituto… Había un chico del que todos se reían, era un poco al que machacaban los matones… Yo estaba en su misma clase. Todo el mundo lo pegaba y se metía con él, pero cuando yo tenía alguna relación con él, no iba pensando algo así como “es el tonto, voy a reírme un poco de él, o voy a tratarlo como si fuese una persona rara”. Lo trataba exactamente igual que si fuese uno más, como si yo no supiese que era el tonto oficial de la clase, del que todos nos teníamos supuestamente que reír… Y así he actuado toda mi vida, respetando a todos esos que se supone que nos debemos reír de ellos. Esto te hace parecer todo un caballero de capa y espada, respetar a todo el mundo, no reírse de alguien porque se supone que hay que reírse de él…

Aunque bueno… yo no respeto a gente que no respeta… En este país todo el mundo se mente con los que se supone que son “escoria”. Recuerdo aún en un programa de la tele que consistía en que la periodista conductora del programa, se ponía durante unos 20 días en el “papel” de otra persona. En aquél caso, el papel que tenía que interpretar era el de un sintecho. Y resulta, que ya la primera noche que durmió en la calle entre cartones, fue atacada, le dieron varias patadas a los cartones donde ella estaba debajo… Cuando los tíos que hicieron esto vieron que se trataba de la periodista… casi se mean. Habían demostrado ser unos cretinos. En este país atacamos a un sintecho, y no atacamos a los políticos que son unos… Y eso es también algo típico de los verdaderos caballeros: respetan a los débiles inocentes, pero no respetan a los fuertes culpables.

como caer bien a la genteAyer mismo me empecé a reír yo solo mirando un blog de ciencia.. El propietario del blog quería ser el elegido para viajar al espacio… Y para ello, tenía que conseguir muchos clics en un anuncio situado en su página… Me empecé a reir yo solo porque me dio por pensar que donde teníamos que picar para mandar a Mariano Rajoy al espacio… Yo mismo me contesté que habría que picar más a la derecha… Este es un buen ejemplo de lo que es ser valiente y caballeroso: respetar a los débiles que son inocentes, pero atacar a los fuertes que son culpables… Ser así, me ha salido caro en esta sociedad chupapelotas… Si hubiésemos sido más críticos, si no nos hubiésemos callado… si nos hubiésemos quejado cuando Aznar empezó la burbuja inmobiliaria, diciendo algo así como “vamos mejor a crear industria…”, otro gallo hubiese cantado… Pero estaba solo yo y unos cuantos, que llegábamos casi a darnos de cabezazos contra los escaparates de las inmobiliarias, porque no nos gustaba aquello, porque sabíamos que aquello era “pan para hoy y hambre para mañana”…, pura mierda, vamos… porque respetábamos al débil inocente y no respetábamos al fuerte culpable.

Comprender para caer bien

Lo segundo que vamos a hacer para tener influencia sobe las personas, y que nos lo devuelvan con una gran consideración de nuestra propia persona, es algo que los periodistas vendidos de las televisiones españolas no tienen ninguna capacidad de hacer: comprender en vez de condenar. Tenemos infinidad de ejemplos, voy a poner uno extremadamente polémico: los miembros del grupo terrorista GRAPO. GRAPO casi no se conoce, pues fue intentando ser silenciado por los políticos con la complicidad de los periodistas. A los políticos españoles les interesaba más publicitar el terrorismo de ETA, les era mucho más producente… Pero recuerdo aún así, un pequeño reportaje que se hizo en Antena 3 sobe la banda de GRAPO. Les acusaban de ser unos terroristas, de ser unos asesinos, y algo que me chocó, de ser unos idealistas… Vamos, que ahora querer cambiar el mundo es pecado… o delito al menos. Los miembros de GRAPO cometían atentados que iban destinados a denunciar el estado catastrófico de la economía española y su raíz caciquil y puramente patriarcal. En el fondo, pretendían denunciar un sistema económico que estaba corrupto, en donde unos pocos esclavizaban a los muchos… Pero para los periodistas de Antena 3 esto es puro delirio… Por lo tanto, para que los miembros de GRAPO se reconduzcan, la mejor estrategia es una buena dosis de regañina: no hagáis esto, conformaros con lo que hay, está muy mal cometer atentados, sois unos asesinos y unos terroristas…. Y con esta estrategia, los periodistas de antena 3 pretendían reformar a los miembros de GRAPO, ellos, que les salía del alma que España estaba siendo destruida por los caciques…, y querían evitarlo incluso a costa de perder sus vidas…

Yo rechazo a GRAPO por la vena extremista (que no radical, yo soy radical, orgullosamente radical, orgullosamente inteligente) que corre por sus yugular… Pero para reformar a los miembros de GRAPO, no nos sirve para nada esa regañina…  Más bien deberíamos haberlos comprendido, haberlos entendido, habernos puesto en su lugar… Pero desde la cultura patriarcal nos enseñan que es mejor dar un escarmiento que educar… “la letra con sangre entra”, y lo dicen unos tíos que son casi analfabetos y están ensangrentados… Eso sí, con sangre ajena.

Y es que no hay que condenar, hay que comprender, y luego diseñar estrategias que nos permitan transmitir a los demás que, sí, los comprendemos, comprendemos por qué hacen lo que hacen. Pero a su vez, les transigimos nuestro deseo de que vean ellos las cosas desde nuestro punto de vista, en el fondo, nosotros vemos las cosas como las ven ellos, y ellos como las vemos nosotros. Y después de esto, ya podemos discutir, ya podemos intentar ver quien tiene razón.

Las personas que comprenden, que no condenan, que no se quejan… son las personas que se ganan las simpatías del resto, pues todo el mundo se dedica a decirnos cuando hemos hecho algo más “eso está mal, refórmate”. Pero estas personas nos dicen “te comprendo, no quiero condenar tus actos, pues si haces algo así es porque en el fondo tu crees que es correcto. Sólo quiero ayudarte a que veas las cosas de otra manera, todos nos equivocamos…”

En fin, dos secretos para conseguir el apoyo unánime de los demás: no te metas con la gente que no te ha hecho nada; y no condenes, no te quejes, no cuentes tu visión del mundo a alguien que no le interesa para nada. A la gente le interesa que la comprendan, no que la condenen y mucho menos que la reformen.

Share Button
Print Friendly
Para ver los productos desarrollados excluvisamente por Erik360 para nuestro blog no olvides pasarte por nuestra Tienda SyA

ARTÍCULOS RELACIONADOS
  • Cómo alcanzar el éxito económico (3)
  • Mi ética personal (3)
  • Aprender a convivir y a tratar con las personas (3)
  • La importancia del entorno familiar (3)
  • La importancia del liderazgo para la eficiencia (3)
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>