Desensibilizarse del miedo al rechazo

desensibilizarse del miedo al rechazoA grandes rasgos, los temperamentos humanos se dividen en dos: extrovertidos e introvertidos. Los extrovertidos son las típicas personas sociales, simpáticas, espontáneas, vivas,…  Y los introvertidos son personas más calladas, tranquilas, solitarias, aparentemente sosas… Pero las apariencias engañan: el extrovertido aparenta mucho por fuera, pero por dentro tiene mucho menos; y el introvertido aparenta poco por fuera, pero tiene un rico mundo interior dentro de sí… Por tanto, ya hemos dicho mil veces que, debido a esto, no son mejores los extrovertidos que los introvertidos. Pero si son muy distintos. El extrovertido es El Señor de los Rechazos… No hay otro tipo de ser que se le rechace tanto como al extrovertido…  Y esto es debido a que 1. siempre está pidiendo cosas a los demás y 2. los demás ven que a un tipo con una personalidad tan voluble, no se le deben de hacer demasiados favores, porque tampoco te lo va a agradecer… De cualquier forma, hay a su vez infinidad de tipos de extrovertidos. Y todos tienen en común lo mismo: se pueden tirar el día pidiendo cosas a los demás. No tienen vergüenza, si quieren algo, desde que le presten un coche hasta que una chica salga con él, lo piden sin más. La respuesta a estas peticiones, decimos, suele ser un no… pero el extrovertido no se deja avasallar por eso… Si en una de sus proposiciones a una chica, esta lo humilla, lo llama feo, lo llama tonto, dice que “ni muerta”, y se ríe de él… al extrovertido todo esto le resbala, hasta le hará gracia. Por esto mismo parece que al extrovertido no se le resiste el éxito social: aunque solo 1 de cada 10 veces consiga lo que quiere, sobre todo, ese chico o chica que quiere, eso le vale para aparentar un nivel de éxito en el plano social muy elevado. En cambio, al introvertido le espanta el más mínimo atisbo de eso que podemos llamar rechazo. De alguna manera, una persona introvertida piensa algo así como “para una vez que pido algo, me lo deniegan…” Pero no se da cuenta que al extrovertido también lo rechazan frecuentemente, y simplemente, los extrovertidos no dejan que eso les afecte. En este artículo, aprendemos a desensibilizarnos del miedo al rechazo.

La visión del mundo de las personas tímidas

Las personas tímidas se caracterizan por tener una visión de sí mismo, de lo demás, y del mundo social, completamente errónea. De alguna manera, un tímido piensa que a los demás nunca los rechazan, que los demás siempre consiguen novias a pares, que los demás siempre consiguen amigos a pares, y que él, en contraste con los demás, es una absoluta mediocridad en el terreno social…

A una persona tímida le afecta muchísimo el rechazo. Tanto es así, que puede incluso renunciar a salir con chicas, por el mero echo de que para ello, tendría que hacer alguna proposición a alguna chica… Y claro, alguien que teme tanto al rechazo, no se arriesgará a recibir un no por respuesta.

Y cuando con mucha fuerza de voluntad, el tímido se atreve al fin a declararse a esa chica que le gusta, y esta, como es lo más habitual, lo rechaza, hace de este rechazo todo un intento de demostración de que él, el tímido, es una absoluta birria como persona, de que no vale, de que en efecto, los demás son mucho mejores que él… Pero ya hemos dicho que a los demás, a los extrovertidos, también los rechazan abundantemente… pero simplemente, es un rechazo disimulado por la confianza que la persona extrovertida tiene en sí misma (una confianza más aparente que real, pues comúnmente, detrás de las grades sonrisas de las personas extrovertidas, se esconde un sentimiento de impotencia, como si el extrovertido creyese dentro de él que no vale tanto como aparenta…)

Por tanto, a todos nos rechazan, una chica se puede reír de todos, una chica puede llamar feo, o tonto, o imbécil, a todos… pero el tímido cree que, de alguna manera, cuando él sufre un rechazo, es que eso demuestra que él es peor que los demás…

Cómo desensibilizarse del temor al rechazo

Por eso mismo, las personas con miedo al rechazo, las personas tímidas y las personas introvertidas, deben de alguna manera, poner freno a su excesivo miedo al rechazo, y de su excesivo miedo al “qué dirán”. Los extrovertidos son especialistas en esto: se ríen de ellos, los insultan, los llaman feos, o tontos, o simplemente les dicen que no valen una mierda… Y todo esto les resbala… Es hora de que las personas tímidas y con un gran miedo al rechazo aprendan a imitar en esto un poco al extrovertido.

Hay un programa en el canal Neox llamado Next. Se emite creo que de lunes a viernes (aunque no estoy seguro…) a las 15:00 horas. Este es uno de esos programas de búsqueda de pareja. En él, un concursante central deberá elegir de entre 5 chicos o chicas (el concursante a su vez, pude ser chico, o chica), con cual se queda… Y para ello, los 5 candidatos van pasando a un área, en donde está el concursante central, que es quien elegirá, si se queda con el candidato actual, o le dice “next”, lo descarta, y pasa el siguiente candidato.

Este programa me parece muy interesante… Casi todos los concursantes tienen temperamentos extrovertidos. Comúnmente son chicos y chicas jóvenes. Y precisamente, creo que ver este programa puede ser un buen método para desensibilizarnos del rechazo… Una persona introvertida que vea este programa, pensará algo así como “yo nunca iría a participar en ese programa ni de coña”…

Y es que… en el mencionado programa, se establece una especie de guerra psicológica entre el concursante central, y los 5 candidatos… Es muy común que los 5 candidatos conspiren contra el concursante central, llamándolo de todo menos bonito: lo llaman feo, dicen que es tonto, dicen que tiene un pelo horrible, dicen que no tiene cuerpo, si es una tía, dicen que no tiene curvas, y si es un tío, dicen que es demasiado bajito… Con todo, se pueden oír todos los peores insultos, tanto del concursante central dirigido a los 5 candidatos; como por parte de los 5 candidatos, hacia el concursante central, o simplemente, los 5 candidatos ponen a parir entre ellos al concursante central…

En definitiva, este puede ser un programa muy interesante para los introvertidos, para los tímidos, y en general, para las personas que tienen un gran miedo al rechazo… A lo mejor no podrían ni de coña imaginar siquiera en participar en él… pero sólo verlo puede tener un efecto positivo, ya que cuando la persona con gran miedo al rechazo vea la cantidad de humillaciones entre los chicos y chicas de este programa, la cantidad de insultos, la cantidad de desprecios, y la cantidad de defectos que se ponen todos a todos, verá que el rechazo es lo más normal del mundo, y que en el fondo, no tiene por qué significar nada.

En sólo 10 minutos que dura una tanda (en donde un chico o chica escoge de los 5 candidatos con cual se queda) se pueden contabiliza decenas de insultos y de menosprecios y de “no me quedaría contigo ni borracha…” Pero a los extrovertidos concursantes esto no les afecta…

Es hora de desensibilizarse del miedo al rechazo, y de los posibles menosprecios por parte de los demás. El rechazo y el menosprecio, con todo, son muy habituales. Solo la errónea visión de la persona tímida del mundo social le ha impedido aceptar esto como un echo. Y todo el tiempo que pase la persona tímida sin haberse desensibilizado del temor al rechazo, es perder tiempo para tener oportunidades de todo tipo en el mundo social.

Share Button
Print Friendly
Para ver los productos desarrollados excluvisamente por Erik360 para nuestro blog no olvides pasarte por nuestra Tienda SyA

ARTÍCULOS RELACIONADOS
  • La paradoja de las personas con timidez 2 (símbolos del miedo) (6)
  • Cinco símbolos que te ayudarán a mejorar tu vida social (6)
  • Ser feliz y ser social (5)
  • Como pasé de tímido a sociable (5)
  • Los diez grandes errores que he cometido al buscar pareja (segunda parte del 6 al 10) (5)
  • Comments

    • fer dice:

      En los primeros parrafos me parecia muy bueno tu argumento, perder el miedo en cualquier instancia es muy bueno, asi se aprende a ir avanzando poco a poco tanto para alguien introvertido como extrovertido, sabiendo que al primero le tomara más trabajo, hasta ahi hasta me agrado el impulso y la iniciativa que brindas a desensibilizarse del temor que puede provocar encontrarse en una situacion de rechazo o ridiculación, o ambas, pero lo de aquel programa que mencionas fue el detalle que lo echo a perder, el como puede ser positivo que a base de “decenas de insultos y de menosprecios” que las personas lanzan, denigrando y burlandose de la otra puede hacer crecer la autoconfianza de alguien.

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>