Diario de un suicida

Lo cierto es que este blog no tenía que haber existido. En el fondo, yo me encontré con ese mundo del “sargeo”, o sea, ligar pero con un método… Y me gustó. Tanto es así, que empecé a participar en algún foro de Internet que trata de eso, de ligoteo… Y es que, ¡se me dio bien!… Y quería contar un poco mis experiencias a los demás, en el fondo, también era una forma de sentirse importante, además de una forma de animarse a seguir “sargeando”…

Tiene mucha guasa que yo, que hace 5 años no me atrevía a salir a la calle, empezase a sargear, a entrarles a grupos de más de 10 tías en la discoteca, quedarme hablando con ellas, y sacar el móvil de alguna… Y eso, este blog en el fondo empezó porque yo quería contar alguna experiencia sobre mis ligoteos… Pero enseguida vi que este blog podía tomar una línea más profunda… Y aún así, yo no pretendí empezar este blog…

Además de escribir sobre sargeo, también quería aportar mi perspectiva sobre un tema mucho más oscuro: el suicidio y la depresión. En el fondo, es un tema muy morboso.

El diario de un suicida

Y es que, detrás de toda mi larga experiencia con la depresión, se esconde en el fondo el pasotismo de los demás. No costaría más que 1.000 euros sacar de la depresión a alguien como yo, una depresión menor… Pero era mejor y más barato ignorarlo. Siempre es más fácil ignorarlo. Recuerdo aún un profesor que tuve cuando estuve en una academia preparando unas oposiciones. Llevaba un crucifijo al cuello… quizás por eso me impactó la reacción que tuvo un día, hablando sobre el hambre en el mundo: “bueno, las cosas son así, los negros han tenido mala suerte, nosotros estamos bien en nuestro país, y simplemente debemos de desentendernos de los problemas ajenos. Es así, vivamos nuestra vida…” Todo esto lo decía mientras movía su cabeza…lo que hacía que se moviese como un péndulo el crucifijo que llevaba al cuello… Ese tipo cobraba más de 3.000 euros de sueldo de policía al mes casi sin trabajar… En el fondo, España es un poco como un régimen estalinista: hay una burocracia muy fuerte (politburo); y luego, en torno a esa burocracia, un ejército de funcionarios y gente con buena posición económica, todos ellos escoltados en sus buenas posiciones por la policía, la guardia civil…(que dice “defender la propiedad”, pero no meten en la cárcel a los responsables de Bankia, y a los políticos españoles que nos han quitado a muchos nuestra única propiedad: poder tener un trabajo, un sueldo con el que pagarnos nuestros gastos, gastos de ciudadanos normales, y no de parias…

En fin, mi historia con la depresión y con el suicidio es larga. Se que de una u otra forma, terminará en breve. Como me dio por pensar una vez: “quien pasa la prueba de fuego, o sale fortalecido, o sale ardiendo”. El sufrimiento te hace más fuerte… hasta que te empieza a destruir. En mi caso concreto, el sufrimiento ya no puede hacerme más fuerte. Yo ya soy muy fuerte, soy casi un gigante de lo fuerte que soy… Más sufrimiento sólo aporta a gente en mi situación, la aniquilación completa. Estamos en el punto en donde el metal de nuestro cuerpo está a punto de no poder forjarse en síntesis superior, y está a punto de empezar a derretirse…

Yo creo que esta crisis, es más que una crisis económica. La gente, ahora con el europeo y demás… cuelga muchas banderitas de España de sus balcones… Pero me apuesto lo que sea, a que el 90% de esos “patriotas” te venderían, y venderían al todo el país entero, a cambio de unos pocos miles de euros… Y no tengo que hacer conjeturas: miremos lo que están haciendo nuestros “gobernantes” desde hace años: vender a España a cambio de progreso para ellos.

Por eso mismo, creo que los actuales problemas de España y del mundo no se solucionan con “planes de ajuste”, ni chorradas por el estilo. Sin con una nueva tradición política. Hablaré ya de este nueva pero vieja tradición en otros lados. Es ni más ni menos que “el Republicanismo”. En el Republicanismo no hay pastores y ganado… todos somos ciudadanos, y eso quiere decir que tenemos iniciativa política más allá de la farsas de ir a votar una vez cada 4 años a las elecciones… En el fondo, sentirse ciudadano y no una víctima del paro, es uno de los mejores antidepresivos que existen. La gente más feliz se siente libre en su entorno, se siente respetado, y siente que su vida se inserta en un todo superior, en unos valores superiores y no egoístas. Yo esto lo aprendí hace mucho. He hecho un viaje que algunos hombres que murieron con 100 años, y se creían cultos desde los 25, no pudieron igualar en esos 100 años lo que yo he recorrido en menos de 30…

En el fondo, en esta situación uno se aburre: sin trabajo, y sin retos intelectuales de por medio… Uno siempre puede aprender un nuevo idioma, puede aprender a tocar una canción nueva con el teclado… pero todo ya está visto.

diario de un suicidaO quizás me quede algo que hacer… algo importante. Hoy hace 3 años desde mi primer (y único) intento de suicidio. Por eso reflexiono sobre ello. Este blog lo leen gente que conozco, y por eso no puedo contar mucho… Recuerdo mucho el día de hoy hace 3 años… La sensación de liberarse, de mirar un cuchillo y sentirte libre. Muchas cosas han pasado desde entonces. Ahora soy muy peligroso.. tanto es así, que ni la Guardia Civil se atreve a detenerme, porque saben que se la puedo armar.. Pero con todo lo peligroso que soy, yo nunca fui un pasota, nunca hubiese dicho de los negros esos que se mueren de hambre “que se jodan”… Soy peligroso porque se encender la chispa de la esperanza en los corazones ajenos. La esperanza de los desheredados es peligro para los nuevos Nobles.

En fin, tres años ya… como pasa el tiempo… ¿y qué me hubiese perdido si aquél día hace 3 años, en aquella primavera 3 años pasada… hubiese cumplido mi deseo de entonces…? En estos 3 años… poco, sólo estudiar y poco más… Aunque desde hace 9 meses vuelvo a tener amigos… ¡no tenía amigos desde hace más de una década…! Comúnmente todavía no he podido disfrutar tener amigos… pero se que en breve las cosas cambiarán.

En fin, creo que me quedan cosas importantes por hacer. Las que me hubiese perdido en aquel día de primavera de hace 3 años. Con todo, con mis 10 años en el infierno, a día de hoy soy casi un adolescente que está empezando a salir al mundo: a salir con chicas, a salir de fiesta… En estos momentos es cuando uno piensa en lo relativa que es nuestra edad humana. De echo, las mujeres entran en la menopausia más tardíamente, cuanto más lenta, y cuanto mejor ha sido su vida… Por eso prefiero pensar que no he tirado a la basura estos últimos 10 años de mi vida, sino que, simplemente, las fichas que hacen funcionar a la vida, como si se tratasen de esas fichas de los coches chocones, siguen aún completas en mi mano. No las he gastado.

¿Y qué me hubiese perdido aquél día hace tres años?

Mi primer beso; mi primera cita con una chica; mi primer día saliendo de fiesta…; mi primer grupo de amigos de verdad, no de esos de la infancia, que te venden en cuanto te descuidas; mi primer abrazo con una mujer; mi primera vez… con esos momentos en donde parece que el corazón va a saltarte de tu pecho; mi primera fuga a toda velocidad de la pasma…; mi primera vez sargeando, entrando a una chica en un local de Salamanca; mi primera melodía tocada a teclado; mi primera idea para una novela; mi primer libro escrito (publicado aquí mismo); mis proyectos, mis sueños,… Pero en el fondo, siempre digo que cuando me libere de todos mis demonios, iré a ver el mar… a ver el mar por primera vez. Aún no he visto el mar. Aún nos queda algo por hacer antes de ir a ver el mar. Si alguna vez oigo el rumor de la brisa del mar, si huelo la salada humedad cuando esté ante una inmensa planicie de agua y oleaje… entonces significará que ya han muerto todos mis demonios.

Share Button
Print Friendly
Para ver los productos desarrollados excluvisamente por Erik360 para nuestro blog no olvides pasarte por nuestra Tienda SyA

ARTÍCULOS RELACIONADOS
  • Dolor y guerra (6)
  • Solucionar nuestros problemas para superar la depresión (5)
  • Sufrir por amor (5)
  • Cómo salir de la depresión (vídeo) (5)
  • Consideraciones generales sobre la depresión (4)
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>