Las mejores novelas de fantasía

Tolkien puso de moda un género que ya era muy viejo. Los relatos legendarios y de aventuras son tan antiguos como la propia historia (incluyendo la prehistoria y antes) de la humanidad. El género de la fantasía cautiva por una serie de factores que son intemporales, pertenecen al hombre. Jung lo explicó con su noción del arquetipo, que serían como una especie de formas distintas de ser hombres (mago, guerrero, doncella,…), que pertenecerían a la esencia inconsciente de la humanidad. En las novelas de fantasía, sobre todo en las de fantasía épica, se suele narrar un viaje, que es más que un viaje físico: es un viaje iniciático. Normalmente, los guerreros empiezan siendo distintos a como terminan. Hay una confrontación entre los dos bandos, y el resultado está más allá de que gane el uno o que gane el otro: individualmente, todos los personajes ganan o pierden algo. A veces lo que se gana o se pierde es sólo dinero; otras veces puede ser la salud o hasta la vida; y las más veces, lo que se gana o se pierde suele ser algo espiritual, algo interior, el viaje que nos hace recorrer las obras de fantasía y fantasía épica normalmente transforma a los viajeros, quizás:

“quizás no regreses, y si regresas, ya no serás el mismo”

El Hobbit (la película)

De entre las obras de fantasía épica, hay sólo un puñado que destacan por su calidad, siendo el resto como una especie de “relleno” que no logra ni por asomo cubrir las expectativas que generaron Tolkien o Michael Ende. Y ese es precisamente el gran problema de la fantasía épica: contamos las buenas obras que existen con los dedos de una mano. Fuera de esa mano tenemos “las aventuras de Dragonlance” y otras joyitas por el estilo… Yo mismo he dejado por ahí a la señora Ana María Matute con su obra “Olvidado Rey Gudú”, y desde luego, no me extraña que se olvidasen de ese rey, pero es más: yo creo que nos podemos olvidar completamente de la  novela. Pero, ¿y por qué Tolkien era tan bueno, y por qué Ende era tan  bueno, y los demás son tan malos? Bueno, yo tengo mi propia fórmula del éxito literario:

Habilidades cognitivas extremas

                     +

Varios años de estudios superiores

                        =

Éxito en el mundo de las letras (ojo, con mucha paciencia y trabajo mediante…)

Es una fórmula que require aclaración. Por ejemplo, Bill Gates tiene habilidades cognitivas extremas. Pero si Bill Gates se hubiese hecho novelista nada bueno podría haber surgido de su pluma. La inteligencia emocional es fundamental para ser un buen escritor. Casi todo el mundo que no tiene inteligencia emocional dice ser emocionalmente muy inteligente. En definitiva, ser un buen escritor es difícil, pero incluso elegir una buena lectura puede ser difícil… Para ello, ponemos una lista de las mejores obras de fantasía y fantasía épica de todos los tiempos.

Las seis mejores obras de fantasía

1. El señor de los anillos, de J. R. R. Tolkien

Obra clásica ya a día de hoy. Tolkien redefinió las leyes del juego de la alta fantasía épica para nuestros días. Tolkien estaba dotado de una gran inteligencia emocional y una gran sensibilidad para los mitos, para captar la magia oculta de la naturaleza, para la poesía,… De eso y de sus amplios estudios de filología anglosajona, surgió lo necesario para que este genio pudiese componer la historia de los anillos. Partiendo desde la Saga de los Volsungos, Tolkien hace una historia para los tiempos modernos.

2. La historia Interminable, de Michael Ende

 Es la historia de Bastián, y su incursión en el mundo de Fantasía. Esta es una gran obra. En esta obra hay filosofía, y eso se nota: es profunda, es trascendental, es transformadora,… Suele ser un libro predilecto entre los niños; y un libro tildado de “infantil” entre los adultos. Al fin y al cabo, es de adultos trabajar, forjarse una carrera profesional, formar una familia, pagar una hipoteca,… Y siendo así ¿a quién le interesa salvar el mundo de fantasía…?

las mejores novelas de fantasía3. Juego de Tronos, de G. R. R. Martin

Martin tiene un estilo literario muy cuidado y con mucha fuerza. No tiene la imaginación de Tolkien pero lo compensa siendo todo un gran psicólogo natural, y de esta forma termina creando unos personajes tan vivos, que los conflictos que les suceden de alguna manera nos terminan afectando a nosotros aunque sólo seamos meros espectadores.

4. El principito de Antoine de Saint-Exupéry

Aparentemente un cuento para niños, pero es mucho más que todo eso: el autor en esta obra de aparente menor calado nos advierte que el propio destino entero de la humanidad pende de un hilo. Si no aprendemos a seguir siendo un poco niños incluso cuando crezcamos, nuestra propia especie humana parecerá condenada a unos valores que fomentan demasiado lo externo, el producir, el trabajar; pero a cambio no son capaces de crear hombres elevados, con valores, con ideales, con ilusión, y seductores. ¿Para qué queremos tener mucho por fuera si luego por dentro somos hombres o mujeres poco carismáticos, poco profundos, poco fascinantes….?

5. El mago de oz de Lyman Frank Baum

 Obra de envergadura, es más que un cuento infantil. Esta obra es toda una metáfora de la autosuperación personal, y del crecer como personas. Sus protagonistas tienen todos graves carencias o difíciles retos. Con esta obra nos embarcamos a un viaje en busca de todo eso que necesitamos.

6. El nombre del viento, de Patrick Rothfuss

Esta obra tarda en arrancar 150 páginas… Pero cuando arranca, ya nada nos podrá separar del lado de Kvothe. Yo aún no me he terminado esta obra, entre otras cosas porque he estado ocupado corrigiendo mi propia creación de fantasía épica…

La Reina de los Hielos

Hay una obra por ahí con este mismo nombre. Mi obra no tiene nada que ver con ella, la puse el nombre antes de que “San Google” me dijera que efectivamente otras personas ya habían pensado en ese nombre. A mí no me corresponde juzgar mi propia creación. Hablaré más de ella en otros artículos. La obra estará lista en muy poco tiempo. Casi 200.000 palabras (lo que equivale más o menos a los 17 “libros” que ha escrito un famoso gurú con el que ya no puedo meterme…) que me han dejado exhausto, la novela para mí es una forma de “crecer como personas” y el arte una metáfora de lo que es ser seductor. Y además, leer novela hace que tu lenguaje y que tu forma de hablar se más seductora, más potente, y eso enamora. La relación entre el arte y la “autoayuda” es complicada, pero precisamente mi blog es casi único en Internet a ese respecto: para mí el arte no sirve para entretener, sirve para formarnos como personas, para ligar más, para ser más seductores,… aunque desde luego, creo que mi novela también entretiene como pocas.

Sinopsis:

El reino de Arman Silván está pasando por horas de incertidumbre. Extrañas criaturas se han visto merodeando en los límites este y sur del reino. Desde la muerte del gran rey Aronfal el Firme hace casi siete años, el trono ha quedado en manos de su débil hijo, Esbilo. Los rumores se extienden por el Quinto Reino, rumores que no son suficientes para aplacar las necesidades de ser felices y de vivir de los habitantes de los Cinco. Como pasa en la familia de Barlon el molinero, formada por Barlon, su esposa Margarita, y por Kir y Erilda, sobrinos de Barlon y Margarita que quedaron huérfanos hace ya años. Su amor recíproco y su cariño incondicional les protege de los fantasmas que tuvieron que ver cuando sus padres murieron tiempo atrás. Sólo piensan en vivir, en quererse, en ser felices,… Pero un día, en su “día especial”, cuando van a pescar a la parte alta del río Farner, algo pasa. Erilda divisa algo, un extraño ser, un ser como nunca había visto antes. La desaparición poco después de Erilda, pondrá a su hermano Kir en el mayor reto que nunca hubiese querido afrontar en su vida: descubrir quién se ha llevado a Erilda, y lo que es peor, iniciar el camino hacia la recuperación de su amada hermanita, sin la cual Kir no le encuentra ningún sentido a la vida.

Share Button
Print Friendly
Para ver los productos desarrollados excluvisamente por Erik360 para nuestro blog no olvides pasarte por nuestra Tienda SyA

ARTÍCULOS RELACIONADOS
  • Mi primera novela (5)
  • Cómo escribir fantasía épica (5)
  • Cómo ser escritor y la Teoría de la Evolución (5)
  • Reseña de El Señor de los Anillos (4)
  • Reseña de El Hobbit, un viaje inesperado (la película) (4)
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>