Libros que uno debe de leer antes de morir

Lo cierto es que desde hace tiempo tengo la idea de que la literatura que se escribe hoy es poco menos que basura al lado de la literatura clásica, sobre todo la decimonónica: Proust, Víctor Hugo, Poe, Dostoyevski, Dickens… Pero lo cierto que cuando empecé a leer algo de literatura actual cambié completamente de opinión: la literatura actual no es basura, porque la basura sirve, al menos para abonar los campos, y con la literatura actual no se puede ni abonar un campo para sembrar ortigas, porque donde caiga un libro de Zafón, un libro de Weiss (la de “Dragones y Mazmorras”), un libro de Fernando Savater, no volverá a crecer ni cardos siquiera. No es este un artículo de “libros que no debes de leer antes de morir“. Más bien al revés, nos vamos a centrar en lo positivo de la literatura, y no en lo negativo, que no tiene que ver poco con el mafioso negocio de hacer famosos a mediocres absolutos para así ganar dinero con cosas y con novelas tan intragables como Sombras de Gray o la saga Crepúsculo. Lo que me recuerda por otra parte que a partir da ahora los mejores escritores del mundo no van a escribir libros publicados por editoriales: van a escribir blogs. Y libros quizás, por supuesto… porque un blog es una buena herramienta de promocionar un libro. Esto quizás sea el inicio de una nueva época dorada de literatura como ya fue el siglo diecinueve, y esperemos que empecen a ser los siglos que siguen a partir de ahora, después del flojillo siglo XX. Por supuesto hay buenos autores en el siglo XX, por ejemplo el otro día me he leído una “novela” de Miguel de Unamuno. Yo admiro a Unamuno, fue un avanzado a su época e intentó traer más luz al oscuro panorama literario y no literario español. La novela de Unamuno que me he leído es “San Manual Bueno, Mártir”. Está muy bien, trata de un cura que pierde la fe. Pero uno se pregunta que donde se dejó el resto de la novela Miguel de Unamuno. Quiero decir, que yo que escribo dos millones de palabras al año pienso que esta gente con novelitas de 30 páginas se escocerían el culo… Está muy bien Unamuno, lástima de la escasa cantidad. Me he quedado con ganas de que Unamuno hubiese escrito una novela a lo Víctor Hugo, de medio millón de palabras, una novela que desarrollase ese mismo tema del cura que pierde la fe… Entonces sí que hubiese sido un novelón. Curiosamente yo tengo por ahí en el cajón de proyectos el proyecto de una novela que trata sobre Evaristo García (nombre con el que los lectores más acérrimos estarán familiarizados), un ex-sacerdote que desapareció misteriosamente después de haber perdido la fe. Pero este es un artículo que tiene que tratar sobre grandes libros que leer antes de morir. Para mí un gran libro es grande porque lo escribió una gran persona, y esa persona puso parte de su alma en su libro. Así, cuando nosotros leemos ese libro, se nos “contagia” un poco la grandeza de esa persona que lo escribió. Por eso yo creo que la literatura, la novela, el arte de la palabra… es una de las formas más interesantes que tenemos los hombres de crecer espiritualmente. Y ojo: te ayuda a ligar un montón. Yo enseguida saco mi pasión por la novela a flote cuando estoy ligando con una tía. Se quedan embobadas… no sé por qué ellas adoran a lo hombres que leen novela clásica, aunque a ellas ni les guste la literatura. Así que este supongo que también es un artículo para ligar… Pero de todas formas, en este artículo, libros que uno debe de leer antes de morir.

Cinco libros para leer antes de morir

1. El señor de los anillos. Tolkien no es el mejor escritor de la historia de la humanidad. Pero OJO LOS ERDUDITOS, LOS FILÓLOGOS, LOS SESUDOS DE LA LITERATURA: Tolkien sí es uno de los mejores escritores de la historia de la humanidad. Comúnmente los eruditos desprecian a Tolkien por su estilo sencillo y por sus argumentos muy fantasiosos… Pero esos mismos eruditos a veces no se dan cuenta que detrás de toda la mitología de El Señor de los Anillos, está buena parte de todos los mitos europeos de todos los tiempo, con los sueños de la humanidad que fueron convertidos en Dioses; con los miedos que fueron convertidos en demonios; con esa incesable lucha entre cosmos y caos que han forjado los siglos hasta alcanzar el actual devenir histórico del presente que nos acoge en su seno cruel y maternal a la vez. Si, su estilo es sencillo. Pero Tolkien ha abierto una brecha (la literatura de género) que va a tener un devenir y un futuro muy próspero, y que puede educar estéticamente a la humanidad del futuro. Por supuesto, la mayoría de imitadores de Tolkien no hacen ni sombra a este maestro, sobre todo por que tienen dos grandes problemas: 1. una falta de estudios evidente + 2. una falta de inteligencia aún más evidente.

2. Hamlet de Shakespeare. Shakespeare es el gran arquitecto de reformas que ha tenido el idioma inglés. Desde Shakespeare, el idioma inglés se ha depurado, se ha refinado… lo que demuestra la importancia de la literatura para elevar el potencial de un idioma hasta su máximo exponente. No hay un único idioma inglés exactamente igual que no hay un único idioma español: cada uno tenemos una forma un poco distinta de hablar estos idiomas. Hamlet es una tragedia como ha sido una tragedia la vida de muchos hombres que han vivido y han muerto sin sacarle a penas nada de partido a su paso por este mundo. Reflexionando sobre lo peor de la vida parece que podemos llegar a encontrar lo mejor. Solo el que está preparado para el duelo puede disfrutar verdaderamente de la felicidad.

3. Los miserables, de Víctor Hugo. Víctor Hugo es un poco mi modelo de novelista predilecto. Quizás porque en Víctor Hugo se juntan un gran pensador; cono un gran artista de la palabras. Víctor Hugo no sólo es novelista: es político, es filósofo, es psicólogo, es historiador, es estadista, es empresario, es amante, es víctima, es miserable, es millonario… Casi todo el mundo que lee esta novela o su otra mejor novela (Nuestra señora de París, también conocida como “El jorobado de Notre Dame“, dicen lo mismo: ya no se escribe como antes. Y es que ya no hay hombres como Víctor Hugo, hombres polivalentes, genios de todo. Ahora se lleva la especialización… Quizás funcione en la medicina. Pero no funciona en la literatura. Así los libros se quedan sin ese alma, sin esa finura, sin ese espíritu tan poderoso que te hace elevar a tu conciencia sobre una nueva dimensión. En Los Miserables de Víctor Hugo, nos metemos en la piel de un proscrito Jean Valjean, un proscrito que en su huída de la justicia, protagonizará una épica para los nuevos tiempos: la épica del hombre que se hace a sí mismo y usa el comercio y el mundo liberal para quitarle al mundo el yugo impuesto por un régimen antiguo que entre los esqueletos de reyes y reinas, se resiste a morir.

4. El quijote primera parte, de Cervantes. Me gusta mucho más la primera parte del quijote que la segunda, la veo más viva, más auténtica… la segunda me parece falta de imaginación, pobre en situaciones, aburrida… sinceramente a veces creo que la segunda parte no debería de haber existido. En el quijote se retrata la lucha de Alonso Quijano contra un mundo que desprecia los antiguos ideales del valor, de la nobleza, del amor romántico. Si los molinos son gigantes o son molinos, eso depende de quien mire y depende de la óptica. Muchas cosas en nuestro mundo son una cosa u otra según la perspectiva. La perspectiva de El Quijote, es la de un soñador que es al final derrocado porque este mundo cruel te impide soñar, te impide tener grandes ideales, te obliga en cambio a aceptar la norma dominante, tienes que ser uno más o terminarás por los suelos con las costillas molidas a palos. Además, esta obra es un asomo único a la España de otros tiempos, así hemos vivido durante milenios hasta hace apenas 20, 30 años. Por eso, al valor del mejor castellano que se ha creado hasta ahora, se le añade el valor antropológico de conocer la forma de vida de otra época.

5. La Reina de los Hielos. Pues sí… supongo que es raro ser el escritor de una novela y la persona que la tiene que promocionar a la vez… Pero en mi caso yo soy escritor y encargado de distribuir y promocionar mis propias obras. Es el sino de los nuevos tiempos. De cualquier forma, ya algún amigo al que se la he enviado me ha dicho literalmente “me ha encantado tu novela”. Y “a ver si tardas poco en escribir la siguiente”. Así que eso es una valoración ajena de mi propia novela y más o menos neutral porque cuesta mucho decir que te ha gustado un libro que en realidad no te ha gustado. En La Reina de los Hielos he intentado unir un poco a Tolkien con Víctor Hugo… Y he tomado la temática de Mundos Mágicos y argumentos espectaculares del primero; con la temática más filosófica y política del segundo. También hay grandes influencias de Alejandro Dumas padre, y toda la parte de las Mazmorras del Castillo de Celex, con los misteriosos presos allí encerrados, con su rescate y con los posteriores secretos que nos desvelan estos rescatados tras su rescate, está inspirado en obras de Dumas como “El Hombre de la Máscara de Hierro“, o incluso en “El Conde de Montecristo“. Sobre si escribo la siguiente (que será de terror) depende del éxito que tenga esta. De todas formas, las influencias no hacen para nada tambalear la enorme originalidad de mi novela, que nos meterá en la piel del travieso Kir, que tendrá que averiguar quién se ha llevado a su perdida hermana Erilda, y lo que es más difícil, iniciar la larga odisea que le llevará en búsqueda de su amada hermanita.

Conclusión sobre libros que uno debe de leer antes de morir

De cualquier forma, para mí la literatura ha sido un gran hallazgo en mi vida: con ella me he formado, me he refinado, he aprendido a tratar con los demás… Por eso estas obras no es que se las tenga uno que leer antes de morir: es que nos las hemos de leer antes de empezar a vivir. Si no nos pasará lo que dice Gabriel García Márquez:

la sabiduría llega cuando ya no te sirve para nada

como diciendo que la sabiduría llega cuando somos ya viejos. Pero a pesar de los tópicos, quienes más aprovechan la sabiduría son los jóvenes, aunque sólo sea porque se liga más, porque nos refina y eso nos da oportunidades sociales… Por eso quizás creo que estas son cinco obras que no es que haya que leer antes de morir: si no es que hay que leer antes de empezar a vivir de verdad. Sobre un 80% de los lectores de novelas son mujeres. Algunos hombres leen novela, pero a veces para más desgracia, son novelas “de género” de escasa calidad como “Dragones y Mazmorras” o cosas de “marcianitos” (sin confundir el género “de marcianitos” con las joyas que nos encontramos en la literatura de ciencia ficción, sólo serán unos 10 o 15 libros, los Asimov y compañía, pero que hay que tratar al margen de esta basura de la que hablamos). A los hombres que leen novelas de calidad los auguro un muy buen futuro a la hora de ligarse a alguna de esas mujeres que lean o no lean, las encantan los hombres que leen…

Share Button
Print Friendly
Para ver los productos desarrollados excluvisamente por Erik360 para nuestro blog no olvides pasarte por nuestra Tienda SyA

ARTÍCULOS RELACIONADOS
  • Cómo ser novelista (4)
  • Las diez mejores obras literarias de todos los tiempos (4)
  • Cómo valorar una novela u otra obra narrativa y literaria (4)
  • Los cinco mejores escritores de terror de todos los tiempos (4)
  • La literatura como forma de autoayuda (4)
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>