Si necesito pedir consejo ¿a quién pido consejo?

Todos en algún momento de nuestra vida necesitamos algún consejo de alguien que nos comprenda y que nos de recomendaciones. Es entonces cuando pensamos en pedir consejo. Desgraciadamente, los consejos que suele dar la gente son tan malos, y a veces hasta tan malintencionados, que no es raro que en no mucho tiempo nos demos cuenta de que no se puede pedir consejo porque la gente no sabe ni de lo que habla… Si tuviese que recopilar los consejos que me han dado a mí en mi vida, sin pedirlos, tendríamos una buena recopilación de palabras dignas de una secta de satanistas, o peor: de personas con la inteligencia de un mula… Por lo general estoy teniendo cierto éxito en la vida porque no he hecho caso a los estúpidos consejos de esos que me rodeaban y que me daban consejos sin pedirlos. La mayoría de la gente te da malos consejos, y encima tú no los pides. Muchos de estos consejos son malintencionados, te dan consejos para que te estrelles en la vida porque a ellos les fastidiaría mucho que tuvieses éxito. Otros consejos, sin ser malintencionados, son malos, porque pocos valen para dar consejo, para apoyarte, para guiarte. Incluso he llegado a leer que no es adecuado darle consejos a las personas que padecen depresión, porque a ellos les sientan mal los consejos debido a que son muy malos y que ellos, cuando se les da un consejo, sienten que no les comprenden, porque hay pocas personas comprensivas que son buenos consejeros. En su lugar, en vez de dar consejos, se “aconseja” (por supuesto, por personas que sí valen para dar consejos) que se le escuche al enfermo de depresión, que no se intente “ayudarlo” con consejos de segunda categoría, pues el efecto positivo que tiene escuchar a una personas que padece esta enfermedad mental, que ella se sienta comprendida, arropada, apoyada, es muy fuerte; en cambio, el efecto que tiene un mal consejo (y el 99% de los consejos que se dan son malos) es muy negativo. Con este panorama, no nos debe de extrañar que haya refranes que dicen cosas como:

-No me des consejo y dame dinero

o

-Consejos no pedidos son mal recibidos

La sabiduría popular ya se da cuenta que hay mucho desgraciado que no tiene ni puta idea de nada y se pone a dar consejos, normalmente malintencioandos y contrapruducentes. Al final, solo nos quedan dos opciones. Una de ellas, la mejor, es encontrar el apoyo de un consejero profesional, un coach, un psicólogo, o simplemente ese amigo (normalmente una mujer) especial que sabemos que suele tener mano para estas cosas. Dentro de esta opción, hay a su vez dos opciones:

a. Si tengo un amigo que yo conozca que sea psicólogo, filósofo, artista… o simplemente sensible y culto, pues le pediré consejo a él.

b. Si carezco de este amigo, puedo acudir a un profesional que ofrezca sus servicios, normalmente a cambio de una gratificación económica. Nosotros recomendamos el Coach de Erik360, en distintos formatos y en distintos precios, una muestra de este coach es completamente gratuita, como prueba de la eficiencia de este sistema de apoyo (nuestro coach mensual vale de momento 19,95 euros, pero en una semana subirá a 59,95 euros, por lo que se acaba el tiempo de precio promocional).

Pero agraciadamente, hay otra opción, como digo. Esa opción no está reñida con esta otra opción de pedir consejo a otros. En este artículo hablamos de si tengo que pedir consejo ¿a quién le pido consejo?

Dar y recibir consejos para orientarnos en la vida

Como digo, a la hora de pedir consejo hay dos grandes opciones:

1. Pedir consejo a alguien externo a nosotros mismos, para lo que hemos recomendado o pedir consejo a un amigo; o pedir consejo a un profesional.

Pero luego hay otra forma de “pedir consejo”, de la que vamos a hablar  en este artículo

2. Pedirnos consejo a nosotros mismos.

Yo en mi vida me he confundo mucho… entre otras cosas porque no tuve nunca a nadie sensato, inteligente, culto… al quien pedir consejo. Por eso no me quedó otro remedio que pedirme consejo a mí mismo. Eso fue peor que si yo hubiese pedido consejo a alguien externo a mí, que supiese, que fuese culto, que diese consejos que valen dinero y no consejos que son ofensivos y contraproducentes. Pero fue mejor que si yo me hubiese hecho caso de esos consejos que me daba la gente, gratis, pero muy tontos y muy contraproducentes. Yo aprendí a valerme por mí mismo a la hora de guiar mi camino vital. Eso me trajo muchos errores, porque yo antes estaba más verde en la vida. Pero aún así, fue la mejor opción, como veía que la gente de normal no decía más que tonterías, pues yo supe que me tocaba la difícil tarea de aconsejarme a mí mismo y de guiarme a mí mismo.

A día de hoy, he aprendido mucho tanto de la vida como de los libros. A día de hoy no me confundiría tanto… sabría qué estudiar, sabría qué no hacer, sabría en qué trabajar, sabría cómo conseguir pareja, sabría cómo conseguir amigos… Hace sólo unos años, yo me preguntaba cómo hacer todo eso y a quién podría recurrir para que me ayudase a hacer todo eso. Yo me aconsejé a mí mismo… con muchos errores que a día de hoy no cometería.Si necesito pedir consejo, a quién pido consejo Aprendí de la experiencia y del error, desgraciadamente, aprender del error tiene un coste alto. Pero aún así, yo lo hice conmigo mismo lo mejor que pude, al carecer de apoyo externo. No hay nada mejor que alguien que sepa de verdad para que nos oriente en la vida, y por eso aconsejamos encarecidamente el coach de Erik360 (con el producto estrella que es el “Coach Mensual”). Pero también “aconsejo” aprender a aconsejarnos a nosotros mismos, en el caso de que no contemos con nadie, un amigo que sea psicólogo de los buenos (psicólogos malos los hay a patadas), filósofo de verdad, de casta, artista de casta… que sepan, que sean sensibles, que tengan estudios… Si no tenemos un amigo así, no nos queda más remedio que recurrir a un profesional; o bien, como yo hice, aprender a aconsejarnos a nosotros mismos, en esas disyuntiva vitales, en esas intersecciones de la vida… que nos ponen a prueba y que nos ayudan a elegir una estrategia determinada para afrontar nuestros problemas; o conseguir nuestras ambiciones. De cualquier forma, siempre es importante aprender a “aconsejarnos” y a guiarnos a nosotros mismos en nuestro camino vital, porque eso nos hace madurar, además de que siempre todos en este mundo conformista y antiintelectual tendremos muchas dificultades para encontrar a verdaderos guías que nos ayuden en nuestros problemas, incluso pagando, debido a que hasta la psicología moderna por ejemplo se está subiendo al carro del “sonríe o muere” que nos viene del positive thinking… una “filosofía” de vida inspirada en la forma de vida de las clases medias-altas de los países anglosajones (con un muy alto nivel de vida en todos ellos), y por tanto, creada por personas que no han tenido que luchar nada para solucionar sus problemas, sólo por que al nacer ellos ya tuvieron todo hecho y todo dado… Y claro, ellos creyeron que el universo “conspiraba” a su favor porque ellos controlaban el universo con su mente. Pero no: sólo tuvieron la suerte de nacer en una familia rica y en un país rico. Para terminar el artículo, enseñamos a aconsejarnos a nosotros mismos, y así aprender a madurar y guiarnos en el complicado sendero de nuestra vida.

Cómo aconsejarnos a nosotros mismos

Comúnmente en los problemas que se me han ido presentado a lo largo de la vida, yo pensaba algo así como:
¿A quién podría yo recurrir para saber qué hacer?

Al final preguntaba a este, o a aquél… y todo el mundo me decía cosas absurdas y al final yo me daba cuenta que hubiese sido mejor no haber preguntado… Pero en no mucho tiempo, me daba cuenta que dentro de mí estaba la mejor información que yo podría extraer para que me ayudase con ese problema que me acechaba. Y así empecé a crear yo mismo una serie de “consejos” y de terapias que no les serán ajenas al lector, porque muchas de ellas se han expuesto en artículos. Con el tiempo me di cuenta que dentro de mí estaban las mejores soluciones a mis propios problemas y a mis propios deseos. Es cierto que tuve que aprender, y que yo con el tiempo mejoré hasta ser un autoconsejero infalible…

Por eso mismo, aconsejo para aprender a autoguiarse, lo primero de todo, saber bien cual es nuestro problema, exponerlo de forma muy clara y gráfica, podemos poner un ejemplo:

-Yo no tengo trabajo y quiero encontrar trabajo

Hay que exponer el problema, en nuestro caso el paro, de la forma más clara posible. Luego se trata de ver que dentro de mí hay dos partes: una emocional y una racional. La emoción es la parte de mi alma que me da fuerza, que me da conciencia, que me da voluntad… Pero a su vez, la emoción es irracional, tiránica, caprichosa. Por eso también tenemos la parte racional, que es sensata, que es estratégica, que es inteligente. Ambas partes se complementan.

En el caso del ejemplo, un hombre que está en el paro y que quiere encontrar trabajo, puede que su parte emocional sea la encargada de hacerlo desear tener trabajo. Pero a su vez, la parte emocional desempeña una labor negativa, porque a lo mejor la parte emocional le hace pensar a este hombre “nunca voy a encontrar trabajo” o ” es que no tengo ganas de buscar trabajo porque no tengo ganas de nada” o simplemente la emoción traicionará a este hombre y no dejará hacer el trabajo a la razón

Y la razón tiene que hacer mucho trabajo: tiene que controlar a la emoción, tiene que meterla en vereda, que organizarla, que hacer planes, que trazar estrategias… Digamos que todos tenemos la mala costumbre de dejarnos arrastrar por nuestras emociones, en el caso del parado, su impotencia y su sensación de imposibilidad impiden a este trazar planes racionales que lo saquen de su situación. Muchos tímidos por ejemplo, se quedan años enteros atrapados en sus emociones, creyéndose que no valen, que nunca van a tener amigos, que nunca van a tener pareja… Pero eso sólo son traicioneras emociones. Para ser eficientes, tenemos que aprender a controlar el caballo de la emoción con el jinete de la razón. Por eso, para aconsejarnos, tenemos que empezar por saber esta diferencia entre nuestro yo racional y nuestro yo emocional, y saber que si la emoción va como caballo desbocado, sin el control de la razón, mal iremos y no conseguiremos solucionar nuestros problemas.

Por eso, tenemos que aprender a usar las riendas de la razón para controlar a la emoción. Por ejemplo, yo lucho contra esa sensación que tiene el parado de que no se puede encontrar trabajo, y lucho contra esa gandulería que te causa la inactividad, te pones delante de la tele con una cerveza, y te tiras el día ahí sin hacer nada… sólo porque la razón no está al frente de las riendas de la emoción.

Por eso tenemos que usar la razón para controlar a la emoción. Esto es difícil de hacer, porque todos tenemos la inercia de dejarnos arrastrar por la emoción. Por eso esto lo haremos luchando, luchando para que la razón coja al fin el control de la situación. Una vez dispuestos a ser racionales, tenemos que ir quitándole cada vez más control a la emoción y dárselo a la razón. Este es un ejercicio que podemos hacer cada día, mentalizándonos de que nosotros podemos tomar el destino de la vida si no nos dejamos arrastrar por nuestros sentimientos perjudiciales e irracionales. Una vez que hemos empezado a hacer esto, las riendas de nuestra vida las tendrá la razón. Y desde ella planificaremos, crearemos estrategias, diseñaremos planes de acción. Todo ello en torno a dos grandes preguntas:

1. ¿Qué quiero conseguir?

2. ¿Cómo lo voy a conseguir?

A partir de estas dos grandes preguntas, la razón debe de guiar a la emoción hasta conseguir nuestros objetivos. Y para ello trazamos planes, estrategias racionales, acciones. Planificamos, diseñamos estrategias, si no funciona cambiamos, o desarrollamos dos conjuntos de estrategias de forma paralela, por si falla un conjunto, tener otro conjunto que a lo mejor no falla… Es como ser estratega de nuestra propia vida, y para ello tenemos que tener el control de nuestras emociones mediante nuestra razón. Imaginemos que nuestro problema es una guerra, y nosotros somos el estratega que con nuestra razón, traza planes, toma medidas, crea estrategias, explora territorio, se pone un plan de trabajo… Esto último es fundamental y con ello terminamos el articulo. Tener un plan de trabajo que vamos trazando mediante la razón, y luego lo vamos cumpliendo, es fundamental para que con nuestras acciones consigamos al fin tener eso que queremos, o solucionar nuestros problemas. Con el reloj siempre en la mano, podemos decir por ejemplo: le dedicaremos 2 horas a esto; le dedicaremos 1 hora a lo otro… Y así, vamos creando un plan de acción que nos ayudará mucho a solucionar nuestros problemas y a conseguir nuestras ambiciones.

Share Button
Print Friendly
Para ver los productos desarrollados excluvisamente por Erik360 para nuestro blog no olvides pasarte por nuestra Tienda SyA

ARTÍCULOS RELACIONADOS
  • La clave del éxito en nuestras ambiciones (7)
  • Hablar con nosotros mismos para superarnos (6)
  • El coach como guía de nuestra vida (6)
  • Cómo solucionar nuestros problemas (6)
  • Aprovechar el tiempo cuando no tenemos ganas de hacer nada (6)
  • Comments

    • walter dice:

      Hola tengo un problema tengo una mujer con la q tengo dos hijas a las q adoro. en su días cuando nos conocimos nos casamos apenas sin conocernos al cabo de tres años nos divorciamos porq la convivencia era fatal por culpa mía y por su mal carácter ..
      mi problema es q regresamos a vivir junto y sigue con su mal carácter y yo tampoco soy un santo .y esos tenido dos hijas al principio yo accedí a tenerlas un Porco por con placer la por su cocción a tener hijos ..creo q lo largo de nuestra vida echo cosas un poco como obligado o sin yo estar de cuerdo del todo por evitar peleas y escándalos de los q solo ella puede dar .. ahora dice q quiere q nos casamos pero yo le digo q no quiero pero ella insiste de mala manera asta m amenaza q de esa forma no puede seguir viviendo conmigo si no m caso se lleva a mis hijas lejos de mi vida para otro país …¿Q se supone q debería acer yo ? Yo creo q ella m quiere y se q es buena persona o no tanto no lo se … no m gusta so forma de ser q ago

    • María dice:

      Hola, me gustaría que me diera un consejo

      • Erik360 Erik360 dice:

        Leo todos vuestros comentarios, pero me es humanamente imposible contestar por lo ocupado que estoy. Gracias a todos por comentar y por pasaros por el blog.

    • Noelia dice:

      Hola kisiera pedirte un consejo, bien lo que sucede es que desde pequeña siempre me gustaba el arte como la actuación soñaba con ser una gran actriz, pero por falta de dinero y estabilidad no lo pude estudiar aún. Hoy tengo 26 años y hasta hora sueño con eso es mi pasión, pero lo q sucede es q estoy en un empleo no tan fijo q no me agrada mucho en si y me muero por tomar clases de actuación pero nose como pagarmelo ya q en el empleo donde estoy ahora es posible q ya no m renueven contrato y nose q hacer ya no kiero sentirme así de mal no haciendo nada hasta hora que me guste :( ayudame con tus recomendaciones por favor. Gracias

    • LaGranPregunta dice:

      Hola,
      Es la primera vez que busco alguna respuesta por aqui. Resulta que este verano en horas de trabajo he conocido a una chica, nos hemos visto 4 o 5 veces y hemos estando hablando y tal. A los dos dias de conocernos me dice que tiene novio y lleva con el 2 años y 3 meses. Al tiempo me dice que quiere dejar de hablar conmigo que no quiere quedar mas ni nada, le pregunto el porque, me dice que cuando yo tenga tiempo ella me lo explica, con lo cual me dice que esta agusto conmigo y que le gusto y que no sabe que hacer.
      Despues de contarmelo y todo y yo tambien decirle que ella me gusta ami, se fue de viaje con su novio intentando olvidarse de mi, le hablo poco antes de que tenga q volver y me contesta, al dia siguiente me abre ella. Más adelante (sin querer quedar conmigo ningun dia despues de contarmelo por miedo a gustarle más, le digo que no me puedo olvidar de ella ni un dia y me dice q ella tambien se acuerda de mi (luego me lo repite en plan tampoco puede dejar de pensar en mi).
      Ahora viene con que lo mejor de momento sera eliminarnos de todos lados para q nos olvidemos, pero que más adelante miraremos de hablar.
      Ahora mi Gran Pregunta es: ¿Qué hago?, ¿Me pongo algo pesado y la llamo diciendole que la quiero y que no puedo dejarla ir asi como asi porq se que ella siente lo mismo? o ¿Espero a que me hable ella? (me imagino que si dejo pasar el tiempo, acabara arrepintiendose y me hablara para quedar) pero como nose q es lo mejor lo consulto por aqui a ver si alguien me podria dejar alguna respuesta para ayudarme.
      Muchas gracias de antemano ^^

      • Porco dice:

        Mira pedazo es escoria, para qué quieres ser cómplice de una puta infidelidad? Con esto sólo contribuyes a dañar a un pobre wey que no sabe que su novia es una golfa, si tienes tantita cabeza deja de joder, mujeres hay muchas para que quitársela a alguien mas? Jódete mil veces.

    • Zoey dice:

      Hola, tengo 18, y temo cometer otro error.
      Estoy a un mes de terminar el colegio y entrar en la universidad y temo estar tomando una mala desicion sobre mi carrera, porque, en realidad se que no quiero estudiar eso, pero no me queda de otra.
      Hace tres años escogí por influencia de mi familia la orientación equivocada del colegio y lo sufrí mucho, sólo hace poco mis padres admitieron que se equivocaron en influenciar me en esa elección, y ahora en el último mes las clases se han vuelto insoportables, tengo deceos de abandonar todo, aunque implique no terminar la secundaria.
      El problema no es ese, además que odio ir al colegio por este motivo, el clima en mi casa es axficciante y realmente quieto salir de aquí, es por eso que elegí estudiar ingeniería, que de todas las carreras es la que más soportaría, por que me dieron al posibilidad de estudiar en otra ciudad y es esa la verdadera razón por la que la elegí.
      Pero lo que de verdad quiero es escribir, dibujar, hacer cualquier cosa manual (pulceras, adornos, etc.) y se que soy buena en ello, mi sueño es poder vivir de eso, y, como se darán cuenta, no es algo que se estudie, depende del talento y de la suerte de cada una, y en este momento se que no los tengo.
      Mi familia sabe que es lo que amo, pero ellos no creen que tenga futuro, siempre me han fichó que tiene que ser un hobbi y… ¡Es tan horrible que te digan que lo que amas tiene que pasar a segundo plano! Recuerdo que mi papa me dijo en broma si acaso quiero estar como los vagos en la calle vendiendo pulseras, creó que no se dio cuenta que me lastimó en ese momento.
      Por eso es que ya no le digo a nadie de mi familia lo que quiero, no quiero que me digan lo mismo otra vez.
      Mi plan de vida era estudiar ingeniería y una vez que termine trabajar y pagarme las clases o cursos para intentar sacar adelante mi sueño de ser artista, sin embargo, como lo dije al principio, he estado sufriendo por la asignatura en la que me metí y ahora pienso si apenas pude con estos tres años en economía ¿como voy a aguantar 6 años en ingenieria? Tengo miedo de dejar la carrera a la mitad, por que se que mi familia no me va a dejar en paz.
      Esperó q.me puedas dar tu opinión. gracias

      • Porco dice:

        Estudia ingeniería electrónica, no es fácil pero al menos tendrás trabajo una vez te titules. Yo también sentía tener vocación por las artes y pienso hacer una carrera de cinematografía una vez tenga un buen sueldo, da igual que tenga que pasar un tiempo para ello. El punto es no rendirse, yo duré 7 años en terminar, en parte por no recibir apoyo de nadie, pero si tu cuentas con tus papás la tendrás más fácil, no lo desaproveches.

    • Reina dice:

      Hola.. gran aporte, realmente me ayudó muchísimo. También me pasaba lo mismo cuando necesitaba de algún consejo, muchas veces me decían cosas que sabía que no eran así o cosas que me hundía aún más y analizando cada problema que se me presentaba yo misma buscaba una solución no tan pronta o eficaz, pero sabía que dentro de mi estará la respuesta porque solo yo decido que hacer con mi vida, solo yo me conozco y aunque me equivoque en el Intento pero ¿quién no se ha equivocado en Su vida? Tenemos derecho de buscar nuestra felicidad sin importar lo que se nos presente… Solo debemos analizar y elegir las mejores opciones sabiamente.

    • de jesus leyva dice:

      Hola necesito un consejo lo que pasa que hace unos meses me separe de mi esposa por ploblemas y apenas hicimos las pases y nos volvimos a juntar pero ahora ella se porta aveces indiferente conmigo que aveces me pongo a pensar que cometi un error en regresar con ella y aparte ay dos niñas de por medio,,,quisiera un consejo que deberia hacer se lo agradeceria gracias

    • de jesus leyva dice:

      Buen dia quisiera un consejo

    • Yuli taveras dice:

      Hola tengo una pregunta quiero saber algo … Tengo un trabajo .. Y en la officina me Mandan a veces a buscar algo .. Siempre vea al muchacho pero nunca hablabamos pero no quedamos mirando y el se reia y yo tambn … Hasta q un dia estuve q ir a su officina .. Y ese dia se presencto conmigo y me dijo su nombre y yo el mio y q como estaba … Despues el segundo dia me mandaron otra vez y me dijo q le diera mi numero se lo di y me llamo para q grabara su numero y le Mande msj .,, y mas tarde le Mande msj y no me respondio y al otro dia tambn y nada pero lo vio … En la tarde fui a la officina a donde una senora el salio y me vio y se rio conmigo y yah la verdad nose q hacer no q pensar … El Es Italiano

    • Romy ingles dice:

      Le pedi un consejo a un amigo y no se que pedir y ahora que hago??

    • Emi dice:

      Hola! Nesecito un consejo. Soy mujer divorciada de 38. Ase un año conosi a un chico y me enamore. Despues de un año el finalmente ne dice que esta listo para abrir su corazon y empesar una relacion en serio. Conectamos en todos aspecto tiene todo lo que yo necesito. Yo soy una mujer super atenta y cariñosa y el es todo lo contrario. Me pide tiempo y pasiencia dice que el me quiere pero no esta al mismo nivel que yo en sentimientos. Me a rechasado mis cariños un par de veces y luego me pide disculpas. No se si sea correcto seguir dandome la oportunidad o si definitivamente nunca mejore el en ese aspecto. El dice que todo a su tiempo y que tiene que fluir. No se si el de los traumas o miedos es el o yo voy muy rapido? Un consejo please!

    • betania dice:

      hola, gracias por esta publicacion, me sirvió de gran ayuda

    • Orider dice:

      hola soy un chico de 26 año y todavía no e formado mi familia tan bien falta económica. y me siento mal por todo esto ne sucede durante mi vida que concejo medas amigo

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>