frustrarse

El éxito como conjunción de probabilidades

Muchas personas muy perfeccionistas y algo “ahogadas” tienen un gran problema: ellos lo quieren todo perfecto, quieren que las cosas salgan bien siempre, quieren que todo valla según los planes, no son capaces de asimilar que algo salga mal (más…)